PIEDRAS RELACIONADAS CON LA SUERTE

La humanidad ha buscado siempre la suerte y la fortuna como la mayor de sus posibles conquistas, y probablemente en contra de esta obsesión humana, la naturaleza que posee objetos mágicos, hace que sean muy pocas las piedras que proyectan o reciben algo tan etéreo como la suerte.
A continuación daremos dos listados diferentes: el primero con aquellas piedras cuyo cometido está directamente relacionado con la adquisición de la Diosa Fortuna, o Suerte, como se la suele denominar. Y otro después donde las piedras expuestas poseen además otra y otras cualidades que pueden servirte en la utilización de cualquiera de ellas.

Piedras relacionadas directamente con la suerte, estas son:
Alejandrita: Sus poderes principales están relacionados con la suerte y el amor. A pesar de ser costosa y poco común atrae la suerte y la buena fortuna.
Amazonita: Su nombre popular es la Piedra del Amazonas, posee una energía receptiva, su planeta imperante es Urano, su elemento la Tierra. Es un feldespato verde azulado usado por los tahúres para atraer la suerte con el dinero.
Crisoprasa: Piedra receptiva, su planeta es Venus, y su elemento la Tierra. Su manera de aumentar la suerte de quien la lleva es aumentando su elocuencia y el éxito en nuevas empresas y amistades.
Lagrima de Apache: Piedra proyectiva, su planeta es Saturno y su elemento el Fuego. Es un glóbulo de obsidiana traslúcida, y se lleva como amuleto de la buena suerte.

Piedras relacionadas con la suerte, y con alguna cualidad conjunta con ella:
Ambar: Una de las piedras más antigua usada para los adornos corporales. No es una piedra sino una resina fosilizada de árboles coníferos. Está relacionada con el Akasha que es el símbolo de la vida, las cosas vivientes, y al ser el quinto elemento, gobierna a los otros cuatro. Es una piedra protectora que se usa en limpiezas energéticas, y en mucho tipos de hechizos para aumentar la potencia de este. Es en su forma de polvo mezclado con la quema de algún incienso como potencia su capacidad para atraer la suerte.
Azabache: Conocido como vidrio negro, es al igual que el ambar, con quien comparte muchas similitudes y poderes, una madera fosilizada de millones de años de antigüedad. Es una piedra absorbente de las malas energías que puedan rodearte, es de ese modo como aleja las circunstancias adversas y aumenta la suerte. Ya en la edad Media se labraban con forma de escarabajo y se llevaba como talismán.
Calcedonia: Piedra receptiva, del planeta Luna y cuyo elemento es el agua. Su principal función está relacionado con la disolución de las ilusiones y las fantasías, así mismo aleja la magia negra. Cuando se labra con la forma de punta de flecha es un potente aumentador de la suerte.
Lepidolita: Su nombre popular es la Piedra de la paz. Es una piedra receptiva, regida por Júpiter y Neptuno, su elemento es el Agua. Al no ser considerada una piedra sino un mineral es más difícil encontrarla para usarla en la magia. Atrae la suerte, pero debe usarse junto a velas amarillas o azules, para que las velas hagan de recepción de los malos sentimientos que la lepidolita atrae, y así poder hacer ella la función de atración de la suerte.
Ojo de tigre: Es una piedra proyectiva, cuyo planeta es el Sol, y su elemento el Fuego, y es por ello una piedra que atrae de manera natural la suerte sobre el dinero, la fama y la fuerza, pero debe usarse en conexión con el sol. Mantenga la piedra en sus manos expuestos al sol, visualize aquello que quiere lograr, centre su mente en el mundo futuro que desea. Es una piedra con mucho poder, que desgraciadamente la mayoría de las personas que lo poseen desconocen esta unión necesaria con el sol para que proyecte la suerte que se está buscando.
Opalo: Esta piedra es proyectiva y receptiva, está relacionada con todos los planetas y con todos los elementos, y es esa conjunción lo que hace de ella una piedra con muchas capacidades diferentes. Los mejores para atraer la suerte con el dinero son los opalos de fuego, pueden usarse junto a velas verdes que lo cargan en el deseo que se está pidiendo, en el caso de la suerte debe visualizar junto a la vela lo que quiere, y la conjunción de su poder mental, el fuego y el color verde de las aperturas harán más fácil la consecución de sus deseos. Son sus colores centelleantes los que atraen la suerte de manera natural, por tanto si encuentra un Opalo con mucho brillo no dude en invertir en él, los frutos serán amplios y abundantes.
Perla: Al ser el producto de una criatura viviente, su poder ante la magia es más fuerte que la de otros minerales, su fuerza es receptiva, su planeta es la Luna y sus elementos son el Agua, y Akasha. Su fama de mala suerte está relacionada con el traumático hecho de que se debe acabar con la vida la ostra para acceder a ella, y sin embargo es una piedra relacionada directamente con la suerte, ya que representa el dinero, el lujo y el poder de la naturaleza. Si quiere conseguir dinero con esta piedra solo tiene que pedir perdón por el asesinato del molusco y dejarla inmersa en agua y sal, durante el tiempo que dure la petición de suerte que le ha hecho. Es muy beneficioso hacer este ritual cuando se empieza un negocio o se está en negociaciones para ello.
Nos hemos centrado en aquellas piedras que más poder y opciones poseen para la suerte. Nada tienen que ver con otros talismanes que han ido desarrollándose a lo largo de la historia.

Bibliografía: “Enciclopedia de Cristales, Gemas y Metales Mágicos”. Scott Cunningham

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *